×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

El Gobierno ha propuesto el incremento gradual de la base máxima de cotización,

acompasada de una adaptación a la misma de la pensión máxima, antes de finalizar 2022, aunque su implementación se extenderá durante 30 años, según se desprende del Plan de Recuperación, dentro del apartado de las reformas de pensiones, enviado a Bruselas. Esta medida, con todo, se discutirá en el marco del diálogo social, afectará a todos los trabajadores y pensionistas del sistema, y "no se prevén impedimentos relevantes" para sacarla adelante, según especifica el documento.