×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

Un total de 1.747 trabajadores fueron descubiertos por los inspectores laborales de la provincia de Alicante, bien en sus actuaciones de oficio, bien tras denuncia de una parte, sin alta en la Seguridad Social y, por tanto, sin contrato.

La cifra es la segunda mayor de todas las provincias españolas y a Alicante sólo la superó en el año 2015 Madrid. Una media de cinco trabajadores al día, incluidos los fines de semana y festivos, fueron 'cazados' por los inspectores de Trabajo y subinspectores de la Seguridad Social el pasado año en el marco de 13.458 actuaciones realizadas en el plan de prevención y lucha de la economía irregular. En esas actuaciones, un total de 2.879 empleadores fueron sancionados con algo más de 12 millones de euros, una cifra que supera ampliamente la registrada por las vecinas provincias de Castellón y Valencia juntas.