×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

Hacienda ha informado hoy de que el déficit público del Estado se situó en 4.459 millones en el primer trimestre del año,

un 14,3% menos que el año pasado. Una mejora que ha sido posible por la mejora de la recaudación tributaria y especialmente del IRPF. El principal tributo del sistema fiscal aportó a las arcas públicas hasta marzo 21.277 millones, un 6,4% más. Un crecimiento que va en línea con las previsiones presupuestarias. No sucede lo mismo en el IVA, cuya recaudación aumentó un 2,8% hasta marzo y se quedó en 19.101 millones. Hacienda señala que, si se descuenta el efecto de la puesta en marcha del Suministro Inmediato de Información (SII), la recaudación avanza un 4,2% y, en términos homogéneos, un 3,6%. Cualquier de estas tres cifras refleja una evolución peor de la prevista.