×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

Estados Unidos cuenta con la luz verde de la OMC para proceder a imponer aranceles a productos importados desde la Unión Europea por valor de 7.500 millones de dólares anuales,

en respuesta a los subsidios que concedieron los gobiernos europeos a Airbus para el desarrollo del A350 y el A380. Washington los activará el 18 de octubre. Se abre así un nuevo frente en una batalla que dura 15 años. Entre los productos que se verán afectados por los gravámenes figura el queso fresco, las aceitunas, el aceite de oliva y productos porcinos de origen español, alemán y británico; así como el vino francés, de acuerdo con una lista distribuida por la Oficina de Comercio Exterior. También se verán afectados los yogures, la mantequilla, las cerezas y los melocotones de la mayoría de los países de la UE.