×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

El turismo está lanzando ofertas de derribo para tratar de reanimar la demanda de los dos próximos meses,

los últimos de la temporada de verano, ante el dramático desplome de las reservas y la incertidumbre sobre la reactivación de los viajes de negocios y el turismo en grandes ciudades como Barcelona o Madrid, que registran ocupaciones de menos del 20% con un 25% de la planta hotelera abierta. Y es que, con las reservas de septiembre en un 10% de lo registrado en 2019 y las de octubre en un 5%, según informa Ceav, el sector confía en la "última hora" para generar algún ingreso antes de echar el cierre o aparcar más aviones. El vicepresidente de Exceltur confirma que ayer echaron el cierre más de 200 hoteles del Levante mientras las aerolíneas recortan su capacidad.