×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

El proceso de salida de la UE y la reciente depreciación de la libra han reducido el atractivo del mercado laboral de Reino Unido para los empleados españoles,

según las estadísticas del Ministerio británico de Trabajo. En los doce meses hasta septiembre, un total de 47.946 españoles se registraron en la Seguridad Social británica, requisito indispensable para ocupar un puesto de trabajo en el país. Este número refleja una caída del 11% respecto al mismo periodo del año anterior. Parte del descenso puede ser atribuido al referéndum, ya que deja en el aire el estatus que tendrán en el futuro los empleados europeos en Reino Unido. Aunque el Gobierno británico parece dispuesto a respetar los derechos de los ciudadanos de la UE residentes en el país, exige a cambio que se haga lo propio con los británicos en otros países del continente. Además, se podría establecer el día del referéndum como fecha de corte para garantizar el permiso de residencia.