×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

El principal indicador de la inflación en China, el IPC, se contrajo un 0,5% interanual en noviembre,

lo que supone su primer descenso desde octubre de 2009, presionado por el precio del cerdo, según datos oficiales publicados hoy por la Oficina Nacional de Estadística (ONE). Por su parte, los precios en las fábricas de China cayeron a un ritmo más lento en noviembre, lo que se suma a las señales de que la segunda economía más grande del mundo se está recuperando de la pandemia de Covid 19.