×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

El plazo para trasponer la directiva europea sobre reestructuración e insolvencia se cumple el próximo 17 de junio, que incluye mecanismos para salvar a empresas aún viables.

En España, los Ministerios de Justicia y Asuntos Económicos se están encargando de realizar dicha trasposición, que “es muy, muy urgente”, según afirma el presidente del Registro de Economistas Forenses (Refor). La urgencia viene marcada por una situación económica que “va a provocar una avalancha tremenda de insolvencias a partir del 14 de marzo, cuando se acabe la moratoria que prohíbe presentar concurso a los acreedores”. Pide que se apruebe lo antes posible la alerta temprana y la profesionalización del sistema de refinanciación.