×

Este sitio web utiliza cookies propias para ofrecer un mejor servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.

El Gobierno activará en este nuevo Consejo de Ministros unos cambios en el Impuesto de Sociedades

aliviando la factura fiscal de las empresas más pequeñas afectadas por la crisis vírica. Las empresas de menos de 600.000 euros de facturación podrán optar por realizar los pagos fraccionados sobre la parte de la base imponible del período de los 3, 9 u 11 primeros meses del año en curso. También ampliará el cambio de pago fraccionado de cuota a base a las empresas de entre 600.000 y 6 millones de euros de cifra de negocio. Igualmente, se aprobará la posibilidad de que los autónomos puedan cambiar con carácter retroactivo la modalidad de tributación por estimación objetiva o de módulos por la estimación directa. En este caso, el autónomo que opte por pasarse a la directa, tendrá que tributar todo el presente año ajustándose a la realidad de su facturación y no a una aproximación como se permite con la de módulos. Y como medida excepcional, se permitirá cambiar el año que viene nuevamente a módulos, sin esperar los tres exigidos normalmente.